Las seis muertes suponen el 4,3 por ciento del total de 140 que se han producido en playas, ríos, piscinas y otros espacios acuáticos del conjunto de España en 2017, según el Informe Nacional de Ahogamientos de la Real Federación Española de Salvamento y Socorrismo (Rfess). A nivel nacional, la cifra supone quince fallecimientos menos que en el mismo período del año anterior. La disminución del 10,7 por ciento en el número de víctimas mortales supone, de todas formas, casi un fallecimiento diario, mayoritariamente en playas y en el apartado de otros espacios, que excluye ríos y piscinas, donde se han dado cerca del 80 por ciento de los casos. Frente a la disminución en diez de las Comunidades y Ciudades Autónomas españolas y el mismo número en tres de ellas, destaca el crecimiento producido respecto al 31 de mayo de 2016 en Cantabria con ocho fallecidos por ahogamiento más, Comunidad Valenciana, con cinco, Cataluña, con cuatro, Canarias y Región de Murcia, con tres en cada caso, y Baleares, con uno.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *